Ir al contenido principal

Tener o no tener


El propio Phil Askey, de www.dpreview.com, lo deja muy claro en su nota de hoy en la que es la página de referencia internacional acerca de información sobre productos fotográficos: está harto. Aunque lo dice con otras palabras.

Como lo estamos todos los que nos dedicamos a estas tareas.

Como lo estoy yo.

La situación es muy clara: para los que nos dedicamos profesionalmente a la información, sea en revistas “de papel”, sea en páginas en internet, sea en ambos medios -como es mi caso- se está haciendo común la norma de firmar documentos “NDA” (Non Disclosure Agreement), esto es, contratos de confidencialidad en los que nos comprometemos -en ocasiones con cláusulas muy duras- a no desvelar (leáse no publicar) la información antes de una fecha y hora determinada. Es lo que se denomina un “embargo” de la información. Disponer anticipadamente de esa información nos permite trabajar sobre ella, elaborarla dignamente, maquetarla, hacer tablas comparativas, etc., todo con el fin de poder ofrecer una información veraz y profesional a tiempo, una vez liberado el embargo. Los beneficiados somos nosotros mismos, los lectores, y no precisamente en última instancia, las firmas.

Sin embargo, tal como comenta Phil, son ya incontables las ocasiones en las que vemos -ya sin asombro, pero con creciente irritación- cómo, unos días antes de la fecha de levantamiento del embargo, se desvelan “accidentalmente”, fotografías y datos acerca del producto (leáse cámara, objetivo u otro accesorio) a presentar. ¿Dónde se producen las filtraciones? Muy sencillo: ¡en las propias páginas web de las firmas originarias, esto es, de las firmas con las que tenemos firmado el NDA!

Podemos citar los últimos casos:

Nikon: manual de usuario completo en formato PDF
Panasonic: manual de usuario de la FZ30 e imágenes
Canon: EOS 5D, EOS Mark II N y objetivos, fotografías y datos técnicos
Olympus: E-500, datos técnicos completos y fotografías

Y la última y motivo de esta nota:

Nikon, con fotografías características e incluso precio de su última creación, para la cual, “los firmantes” tenemos una fecha próxima de liberación. No doy más datos, puesto que tengo por costumbre cumplir mi palabra.

Insisto, al igual que lo hace Phil Askey: todas esas filtraciones se han producido bien desde las sedes de las propias firmas, bien desde las de sus agencias de comunicación.

Resulta ya tan previsible lo que va a ocurrir (filtración entre 72 y 48 horas antes de la liberación del embargo), que uno llega a plantearse seriamente si no se está jugando despreciativamente con todos nosotros -incluídos los lectortes y consumidores potenciales- y si las propias firmas no son responsables de esas filtraciones interesadas, a fin de calentar el ambiente cara a la presentación final.

Tal como comentamos en Barcelona, durante la presentación de prensa de Nikon (Finicon), de nada sirve que se nos obligue a los informadores a mantener la confidencialidad si no son capaces de poner orden en sus propias casas.

Lamentablemente, y tal como algunos nos temíamos, la filtración se ha producido de nuevo, al menos dos veces en las últimas 48 horas. Las firmas, Nikon en este caso, tienen la obligación de controlar sus sistemas. No puede uno creerse que queden personas tan negligentes como para “subir” páginas web confidenciales completas para “probar”, o que tengan guardadas esas páginas en su servidor sin protegerlas con contraseña. En el primero de los casos citados para Nikon en estas 48 horas pasadas, el acceso se consiguió al parecer con un simple motor de búsqueda. El resultado: magníficas fotografías, entre ellas ¡algunas que no se nos habían entregado a “los firmantes”!

En el segundo caso, el acceso lo consiguieron “probando”, cambiando un simple carácter en una dirección URL.

Al igual que Phil Askey, jamás he publicado lo más mínimo acerca de un material embargado, ni en mis páginas ni en las de nuestra revista FV, a pesar de que las informaciones filtradas por las propias firmas “accidentalmente” circulasen hace días.
Hay quien tiene palabra, y hay quien no.

Nota a 07/11/05
Puede leerse un interesante artículo de opinión en torno a este tema en la página de "quesabesde.com"


Actualizar Blog

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los "carretes de 120 mm" no existen...¡idiota!

Sitios web, buenos fotógrafos, e incluso profesores... nos hablan en [demasiadas] ocasiones de "rollos de 120 mm" para referirse a los rollos 120 de película que podemos adquirir para nuestras cámaras y respaldos de formato medio.

Pero, vamos a ver... ¿cómo es posible que sobre esos rollos de 12 cm (120 mm) sólo podamos hacer tomas de un alto máximo de 6 cm nominales?
Pues la respuesta es muy sencilla: porque los rollos de 120 mm no existen... ¡idiota!(1).

En la imagen, frente a la caja de película "de 120 mm"(*), aparecen películas en los formatos 118, 120 (en el centro) y 127. A notar, la bobina con núcleo de madera original del año 1901 y una moderna de plástico actual: la compatibilidad con las cámaras actuales y las de hace 120 años es –como veremos– absoluta.

Kodak, que durante casi un siglo fue dominante en casi todos los ámbitos fotográficos, estableció –sobre todo en los primeros tiempos– un sistema de numeración muy simple para sus formatos o –quizá mejor…

7Artisans 75 mm f/1.25 en montura Leica-M: a prueba

Hace ahora aproximadamente un año, publicaba yo en Albedo Media –con una separación de una semana– los artículos "La Amenaza Amarilla (I) – 1957-1964" y "La Amenaza Amarilla (II) – 7Artisans y Leica-M: desde China, con amor"; en ellos, hablaba de la serie de objetivos en montura para las telemétricas Leica-M (y cámaras compatibles) así como de la cada vez mayor calidad de estas ópticas –35 mm f/2 en ese caso– que apuntan claramente a marcas tales como la propia Leica por un lado y a Voigtländer por otro.
Os recomiendo, sin ambages, la lectura de esos dos artículos a fin de... entrar en situación.


Leica y sus "Noctilux"
La muy luminosa óptica Leica Noctilux-M 50 mm f/0.95 ASPH. para las telemétricas de la serie M –introducida en septiembre de 2008– se vio acompañada, en noviembre de 2017, por la extraordinaria referencia Leica Noctilux-M 75 mm f/1.25 ASPH.
Como era de esperar, para ese tele corto "de retrato", Leica "ha echado el resto"

Lucubracions de un enero de 2020 (II): Canon y su sistema EF

Canon ha hecho recientemente dos importantes anuncios, que aún sin relacionarlos desde la firma, están –desde mi punto de vista– íntimamente relacionados: por un lado la presentación de su impactante cámara Canon EOS-1 DX Mark III, y por otro, el cese en el desarrollo de [nuevas] ópticas de su sistema EF... el que da servicio a esa misma nueva cámara y a todas las de la firma que dan servicio a esa montura "veterana" de 33 años.

La lista de especificaciones de la más reciente Canon EOS es apabullante: podría decirse que [casi] (1) todo lo que pudiera desear un fotógrafo profesional de acción y deporte en su réflex monocular, está ahí. A "un precio", naturalmente: 158 x 168 x 83 mm para 1.440 gramos de peso y 7.000 / 7.500 €.
Con un sensor de formato Barnack (24 x 36 mm) de 20 Mpx. efectivos, ofrece 16 fps en modo réflex, con ráfagas de "más de 1.000" fotogramas en RAW+JPEG (81 en la Mark II), y 20 fps en modo "Live View". El resto, para no hacer…